jueves, 10 de abril de 2014

Yoshino Chiaki no baai Capítulo 5

Publicado por KanaAmai en 18:14

YOSHINO CHIAKI NO BAAI VOLUMEN 1 CAPÍTULO 5


Tipo de Texto: Retraducción de novela
Clasificación: +18
Título: Yoshino Chiaki no baai Volumen 1
Serie: Sekai-ichi Hatsukoi
Autor: Fujisaki Miyako
Ilustraciones: Nakamura Shungiki
Fuente: Cocobees
Retraducción: DrL








Capítulo 5


   Yoshino se recuperó sin contratiempos. No fue solo porque originalmente él estuviera saludable, sino que también su positivo estado mental pudo haberle deparado esa suerte. Mientras Yoshino continuó devorando la comida que Yanase le llevó, su bajo peso corporal, que se debía al estrés previo a la fecha límite y a la fiebre, volvió a la normalidad.
   Y hoy era el show de fuegos artificiales...
   Su punto de encuentro estaba ubicado en frente de un pequeño templo, en una dirección alejada del lugar del festival. Cuando él acudió al atardecer, Hatori ya estaba allí. Quizás debido a que ese día no era un día laboral, Hatori estaba vestido con ropa casual y por alguna razón el corazón de Yoshino dio un salto cuando lo vio.
   "¿Qu-qué? Mi corazón dio un salto justo ahora..."
   Yoshino se obligó a llegar a la conclusión de que esto se debía a que él simplemente estaba sorprendido con la vestimenta poco familiar y llamó a Hatori.
    -¡Hey!
   Él había decidido actuar como usualmente lo hacía, pero su voz sonó obviamente chillona.
   "Wah... Mi voz sonó un desastre justo ahora..."
   Yoshino pensó que Hatori le señalaría cuan extraña era su actitud, pero vio que el comportamiento de Hatori era curiosamente torpe también. Seguramente Hatori también estaba tenso, al igual que Yoshino.
   -... Vamos. Conozco un buen lugar desde donde podremos ver mejor los fuegos artificiales.
   Yoshino siguió apresuradamente a Hatori quién comenzó a caminar antes que él a paso ligero. Aunque Yoshino pensaba que probablemente era poco natural no decir nada, las palabras tampoco salían de su boca. Caminaron en dirección opuesta al festival en silencio y luego de pasar por una calle angosta llegaron a la desierta vera del río.
   -¿Aquí es ese buen lugar?
   -Lo escuché de un vecino. La gente del lugar raramente viene aquí. Además, parece que se puede ver mejor los fuegos artificiales desde aquí.
   -Humm.
   Con eso, su conversación terminó nuevamente. El ruido de la gente del lugar de los fuegos artificiales no los alcanzaba en este paraje apartado. Los únicos sonidos que podían escucharse eran el zumbido de los insectos y el murmullo del río.
   "Tendremos algo de que hablar de nuevo cuando comiencen los fuegos artificiales."
   Yoshino aceptó esto y estaba a punto de sentarse a la vera del río, cuando Hatori repentinamente habló.
   -... Tendrás otro editor.
   -¡¿Ah?! ¡¿Por qué?!
   Yoshino estaba comenzando a sentarse pero esto lo sorprendió y se congeló en el acto. Mientras Yoshino miraba atónito, Hatori continuó hablando con indiferencia.
   -Esta vez fue mi culpa que el manuscrito se atrasara. Yo perdí tu... la confianza del autor, así que hice lo que normalmente se hace en estos casos. Nadie puede ser tu reemplazo, pero si de mi reemplazo se trata, hay muchos. Afortunadamente, los mejores editores están reunidos en mi departamento.
   Hatori le informó lisa y llanamente, sin darle oportunidad a Yoshino para interrumpirlo.
   -Tengo el consentimiento del editor en jefe. Si quieres solicitar un editor...
   -¡Espera! ¡Espera un minuto! ¡¿Qué es esto así de repente?!
   Al no poder seguir el repentino cambio en los sucesos, Yoshino precipitadamente interrumpió a Hatori. ¿Acaso no lo había llamado hoy para arreglar el asunto ocurrido unos días atrás? Esto fue resuelto unilateralmente, pero él no estaba de acuerdo con ello.
   -Ya me decidí.
   -¡¿Qué quieres decir con que ya te decidiste?! ¡Cálmate, Tori! No, ¿quizás sea yo quien debe calmarse primero?
   Mientras Yoshino estaba en estado de confusión, Hatori agregó unas cuantas palabras finales.
   -Te amo.
   "... ¿Ah?"
   La mente de Yoshino se puso en blanco ante las monótonas palabras que sonaban como si dijeran el menú de la cena de esa noche.
   -Creo que tú ya lo sabes, pero yo quería decírtelo por mí mismo como se debe.
   Hatori habló como si se tratara de algo del pasado, lo que llevó a Yoshino a parpadear.
   "¿Te amo? ¿Tú ya lo sabes? ¿De qué demonios está hablando..?"
   Yoshino estaba confundido ya que no seguía el tema de la conversación que rápidamente progresaba por sí misma. Inmediatamente, él pensó que podría comprender si lo oía una vez más, así que le pidió a Hatori que se lo dijera otra vez.
   -... Lo siento. ¿Puedes decir eso otra vez..? Lo que dijiste justo ahora...
   -Te amo. Desde que tengo memoria, siempre te he amado.
   Hatori lo miraba fijamente con una mirada franca y claramente le decía cada palabra con expresión solemne. Con eso, Yoshino finalmente pudo comprender lo que Hatori estaba diciendo, pero ahora fue golpeado por una perplejidad diferente.
   -¿¿¿??? Espera un minuto. ¿Pero tú no amas a Yuu..?
   "Tori ama a Yuu y Yuu ama a Tori, ¿cierto? Yuu simplemente no podía admitirlo y lo rechazó, así que Tori creía que la única manera de no dañar su propio orgullo sería usarme a mí... ¿como un sustituto?"
   Las palabras de Hatori no coincidían en absoluto con la historia que Yoshino esperaba. Hatori puso una cara extremadamente fea ante la pregunta de Yoshino.
   -... ¿Por qué tengo que estar enamorado de él de entre toda la gente?
   -¿Qué quieres decir? ¿Ah? ¿Qué? ¿Estoy equivocado con lo de Yuu..?
   -Sí. ¿Cómo demonios cometiste un error tan asqueroso sobre nosotros? -dijo Hatori mientras fruncía el ceño con disgusto. Sin importar cuanto mirara el aspecto de Hatori, esta no era la actitud de una persona enamorada.
   -Entonces... ¿tú realmente me quieres..? ¿¿¿Cierto???
   -Pensé que estabas actuando extraño porque escuchaste sobre mis sentimientos de boca de Yanase.
   -No, ¡para nada..!
   Mientras Yoshino sacudía la cabeza en negación recordó la ambigua llamada telefónica que Hatori hiciera poco tiempo atrás. Pensando que ya que no había oído nada acerca de los sentimientos de Hatori de boca de Yanase, Yoshino negó la súbita pregunta de Hatori, pero recordó que en ese momento él tembló ante el hecho de que la pregunta de Hatori fuera la misma que la de Yanase. Sin darse cuenta, él había endurecido su actitud en ese momento. Seguramente Hatori debió malinterpretarlo debido a eso. 
   "Así que fue por eso que él vino a mi casa..."
   Finalmente, Yoshino se dio cuenta de que fue él quien cometió un gran error. Luego de que Hatori viera la mirada vacía de Yoshino con una expresión complicada en su semblante, repentinamente dirigió su mirada hacia el río. 
   -Elegí este trabajo porque quería permanecer a tu lado. Cuando me convertí en tu editor estaba feliz. Pero yo sabía que tú eras heterosexual, así que escondí estos sentimientos por un largo tiempo.
   -¿Qu-qué..? Eso es...
   Yoshino estaba abatido por la sorpresa ante la importancia del hecho del cual acababa de ser informado y ya sin fuerzas se sentó en el lugar. Hatori le escondió esos sentimientos por tanto tiempo y eligió incluso su empleo por él...
   -No lo noté en lo absoluto...
   -Yo hice las cosas de forma que no lo notaras -dijo Hatori mostrándose indiferente pero cuan desgarrador habrá sido probablemente para él ocultarlo. Seguramente él estuvo terriblemente preocupado por eso y debió sufrir. 
   "Y aun así, ¿yo dependí de la amabilidad de Hatori por más de 20 años sin darme cuenta..?"
   En el momento en que pensó eso, Yoshino se llenó de sentimientos de disculpas hacia Hatori. Con esta clase de actitud, él debía ser demasiado denso para ser un popular autor de comics románticos.
   -Ah... eh... ¿y entonces qué? ¿Quieres decir que me convertiste en tu fantasía?
   Yoshino hizo una pregunta innecesaria pensando en componer la pesada atmósfera. Pero, mientras él estaba riendo levemente al haber gastado una broma para romper el hielo, la respuesta de Hatori fue seria en todos los sentidos, contrario a las expectativas de Yoshino.
   -Siempre.
   -...
   De pronto, el rostro de Yoshino se puso gradualmente colorado y notó que su corazón estaba comenzando a latir violentamente. El sol poniente ya se había ocultado y el resto del cielo estaba más oscuro que el horizonte el cual se encontraba teñido de un púrpura claro.
   -¿Qu-qué estás haciendo? Sin el permiso de la persona...
   Yoshino se quejó de modo tal que su acelerado ritmo cardíaco no fuera notado mientras esperaba que sus enardecidas mejillas estuvieran escondidas de Hatori en la oscuridad.
   Entonces Hatori rió con un toque autoridiculizante.
   -¿Es desagradable? El tipo al que viste solo como un amigo por 28 años tiene estos sentimientos por ti.
   -No estoy particularmente disgustado...
   "... ¿Ah? Sí. No creo que esté disgustado..."
   Aunque fuera besado, aunque le hubieran hecho el amor a la fuerza, él no sentía repulsión en lo más mínimo. Yoshino ladeó la cabeza, mientras notaba esto por primera vez.
   -Sabes, yo realmente...
   -No tienes porque preocuparte. Solo ignora mis sentimientos. Me disculpo por haberme aprovechado de ti unos días atrás. Fue completamente inexcusable y realmente lo siento -dijo Hatori inclinándose profundamente. Desde que Hatori se volviera más alto que él, Yoshino no pensó que llegaría el día en el que él pondría sus ojos así en la punta de la cabeza de Hatori, la cual raramente veía-. No sé lo que haría si estoy cerca tuyo. Podría lastimarte otra vez... Así que pienso que es mejor que yo esté lejos de ti.
   Hatori resolvió el problema por su cuenta, dio unos pasos alejándose de Yoshino y se echó en la pendiente de la rivera del río. Molesto con Hatori, quien estaba tratando de mantenerse a distancia de él, Yoshino deliberadamente se plantó justo a su lado.
   -Eres bastante egoísta.
   -... Lo siento. No voy a perder el control otra vez -replicó Hatori amargamente ante las palabras que lo criticaban y volteó la cabeza lejos de Yoshino. Casi en ese mismo instante, el cielo se encendió totalmente. En cuanto Yoshino se dio cuenta de ello, sintió un sonido grave y bajo vibrando en su estómago. La hora de los fuegos artificiales estaba comenzando.
   -Es hermoso.
   -Sí.
   Había pasado mucho tiempo desde la última vez que Yoshino fuera a ver fuegos artificiales con Hatori. Mientras miraban los espléndidos fuegos artificiales, Yoshino murmuró: -...Te quiero, Tori.
   -Como un amigo de la infancia -le replicó instantáneamente Hatori y Yoshino se quedó sin palabras-. No tienes porque forzarte. Yo entiendo.
   Una leve risa pudo oírse en la voz de Hatori. La misma risa leve de siempre ahora le parecía dolida a Yoshino.




   -No es así. En serio, creo que me gustas; o quizás es más bien como que no hay ninguna parte de mí a la que le desagrades... Estoy tan cerca de ti, pero no lo entiendo, ¿sabes?
   Él no sabía si esto era amor o solo amistad. Si quería ser amigo de Hatori o si quería llevar las cosas al próximo nivel...
   Yoshino estaba abrumado mientras pensaba en esto con desesperación pero la respuesta estaba lejos de encontrarse. Esta era la primera vez que Yoshino no entendía sus propias emociones.
   "Básicamente, soy simple..."
   El blanco era blanco y el negro era negro. No había nada entre el blanco y el negro. Fue por ello que él tampoco había considerado tener ningún otro tipo de relación con Hatori aparte de ser amigos. No, él no había tenido la oportunidad de pensarlo estando tan cerca de él.
   -Sí, nosotros somos unidos. Somos cercanos pero no somos familiares. Estamos demasiado cerca -murmuró Hatori como advirtiéndole y estas palabras sorprendieron a Yoshino.
   "Oh, él también estaba pensando lo mismo... Y aun así, no pude percibir sus sentimientos por más de 20 años..."
   -... Lo siento. Si ahora digo algo como "¡¡en realidad yo también te amo!!" terminaría siendo un final feliz.
   Cuando Yoshino dijo eso, Hatori rió un poco. Los fuegos artificiales explotaron con un estruendo de modo que ahogaron la risa.
   -Ton-to. No pienses que las cosas sucederán como en ese tipo de manga.
   -...
   Hatori volvió su rostro hacia Yoshino y él pensó que realmente se veía feliz.
   "En serio, ¿qué debería hacer...? A este paso, él definitivamente va a abandonarme."
   Él no odiaba a Hatori. Más bien, lo quería. Pero, como se lo habían señalado hace un momento, este era el "amor" por un "amigo de la infancia" y por un "compañero"; él no sabía si era un "amor romántico". La única cosa que podía establecer claramente era que él definitivamente no quería que Hatori lo abandonara.
   -Hace poco Yuu me dijo que yo dependo de ti.
   -¿Yanase?
   -Creo que Yuu definitivamente tiene razón. Dependo de ti en mi trabajo e incluso en mi vida privada. Entiendo que no debería hacer eso, pero no quiero que me abandones -después de hablar evasivamente, continuó con voz suave: -... Yo te quiero todo para mí solo.
   Entonces Hatori comenzó a razonar con él con un tono de voz que indicaba que se había dado cuenta de todo.
   -Tú no me necesitas realmente. Mi existencia no es necesaria para ti. Ahora sucede que estoy frente a ti, así que tú solo piensa eso.
   -...
   ¿Podría alguien más realmente convertirse en el reemplazo de Hatori? ¿Estaría bien él si Hatori no estuviera allí?
   -No te preocupes. Solo hay editores competentes en nuestra compañía, así que puedes quedarte tranquilo con ese asunto.
   Luego agregó jocosamente que Yoshino no tenía otra opción sino lidiar con su vida personal por su cuenta, pero Yoshino no podía estar de acuerdo con eso.
   -... Si dejas de ser mi editor, ¿planeas no verme nunca más?
   -...
   -¡¿Planeas no hablarme nunca más?!
   Hatori se incorporó sin decir nada y se volteó para no mostrarle su rostro a Yoshino.
   -Así es mejor para los dos. Lo siento, pero yo me voy a ir ahora...
   -¡Espera!
   Cuando Hatori se puso de pie y estaba a punto de irse, Yoshino inconscientemente agarró su mano. En lugar de pensar una solución en su cabeza, la mano de Yoshino se había movido antes que él. Hatori volvió su rostro hacia Yoshino y forzó una sonrisa mientras intentaba liberarse de la mano de Yoshino.
   -Suéltame. Duele.
   -No.
   "A este paso, Tori va a abandonarme. No quiero eso. ¡Definitivamente no quiero eso!"
   Él no sabía la razón, pero estaba seguro de que este era su único sentimiento.
   -Intenta hacerlo una vez más.
   -¿Hacer qué?
   -Bésame. Si en serio me disgusta, definitivamente lo diré.
   Yoshino se encontraba en estado de crisis así que este era el único plan que pudo pensar. Si no podía resolverlo en su cabeza, no tenía otra opción más que intentar usar su cuerpo. Yoshino decidió que por el bien de no perder a Hatori, él no tenía nada más que hacer sino aclarar sus sentimientos.
   -Basta. Vas a lamentarlo.
   Hatori intentaba quitárselo de encima con más fuerza que antes, pero Yoshino se aferró desesperadamente a su mano.
   -Decidí por mi mismo si hacer esto o no. Por tu culpa, ahora estoy confundido. Si no aclaro estos sentimientos, ¡no seré capaz de pensar en otra cosa!
   -...
   Hatori lucía sorprendido ante la insistencia de Yoshino y luego se quedó en silencio.
   "Tori, ¡idiota! ¡Dí algo..!"
   Yoshino estaba soportando pacientemente el silencio junto a sus agitados sentimientos. Entonces, luego de un rato, Hatori repentinamente perdió las fuerzas.
   -... De acuerdo -Hatori solo dijo esto y suavemente acarició la mejilla de Yoshino con su mano libre. En el instante en que Yoshino sintió la amorosa caricia de los dedos de Hatori, sus labios fueron sellados por los de Hatori.
   -¡Mmh..!
   "... Puedo oír el ruido de los fuegos artificiales."
   Los labios de Hatori estaban un poco fríos por su baja temperatura corporal pero esto era extrañamente placentero. Era justo como Yoshino había pensado; él no sentía ninguna clase de disgusto. Parecía incluso como si el beso fuera completamente natural.
   -... Ah...
   Tranquilamente esto marcó el fin de un beso eterno.
   -¿Yoshino?
   -... ¿Qu-qué..?
   En el momento que mencionaran su nombre y él volvió en sí, fue repentinamente presa de la timidez.
   "¿Qu-qué clase de cara debería poner..?"
   No estaba disgustado, pero si no podía mostrar un semblante sereno, entonces tampoco sabía que podía decir. Cuando echó una mirada a Hatori, él lo estaba mirando con una expresión dulce y serena que Yoshino no había visto nunca hasta ahora.
   -¡¡..!!
   El corazón de Yoshino latía más y más violentamente ante esa expresión.
   "¡¡Avergüénzate un poco también!!"
   Luego Hatori se puso de pie en el acto, se volvió hacia Yoshino, cuyos ojos nadaban en vergüenza y le extendió su mano.
   -Vamos a casa.
   -... De acuerdo.
   Hatori le sonrió amablemente y Yoshino, aún ruborizado, asintió levemente con la cabeza. Luego agarró la mano que Hatori le extendiera.



   -¡Wah~! ¡Estamos empapados hasta los pantalones! ¿Deberíamos... tomar un baño antes de cambiarnos la ropa?

   Parado frente a la puerta de entrada de su departamento, Yoshino soltó un suspiro de frustración mientras miraba las gotas de agua que se escurrían hasta sus pies. Él se había alegrado de que Hatori lo invitara a volver a casa, pero luego de unos minutos de caminata, comenzó a caer una pesada y repentina lluvia como una ducha de agua fría. Con este tiempo, los fuegos artificiales debieron suspenderse también.
   -¿Qué estás haciendo Tori? ¡Apresúrate y entra!
   En medio de la lluvia, Yoshino había corrido sin llevar siquiera un paraguas y para evitar que Hatori intentara regresar a su casa, lo llevó a la suya. Sabía que no había nada de que hablar pero por alguna razón no podía apartarse de él. Yoshino lo había amenazado a medias diciendo que Hatori sería confundido con un sujeto sospechoso ya que estaba mojado hasta los huesos y de alguna manera lo llevó a su casa, cerca del río; pero Hatori no iría mas allá de la entrada tan fácilmente.
   -Estaré bien si me prestas una toalla y un paraguas.
   -Idiota, ¿qué vas a hacer si pescas un resfriado? No quiero mojar toda la casa, así que ven por aquí.
   Yoshino se llevó a Hatori con él a la fuerza al cuarto de aseo y luego de indicarle que se quitara la ropa, apretó el botón para llenar la bañadera con agua caliente*.
   -Ahora esperamos que se caliente el baño.
   -Aah.
   Hatori dejó de desobedecer a Yoshino y en silencio comenzó a quitarse la camisa mojada. Luego Yoshino también se quitó su camiseta completamente empapada y la tiró en la lavadora.
   -Deberías lavar la tuya también, así que ponla aquí. Oh, aquí tienes un toalla de baño.
   -Mm.
   Hatori tomó la toalla de Yoshino y bruscamente comenzó a secar su cabello mojado. Yoshino también secó su pecho y su cabeza rápidamente y luego tocó sus empapados jeans. Pero en el instante en que de alguna manera iba a desabrochar su mojado y endurecido cinturón, sus ojos se encontraron súbitamente con los de Hatori.
   "... Oh."
   Yoshino se dio cuenta, aunque ya era bastante tarde ahora, de que ellos estaban enfrentándose el uno al otro con el torso desnudo y tembló, en contra de su voluntad.
   "¡¿De-de-de-de qué estoy tan nervioso?! ¡¿No me acostumbré a ver a Tori desnudo  cuando eramos niños?!"
   Ellos se habían bañado juntos y demás incontables veces. Sin embargo, había pasado un tiempo desde que vio el cuerpo de Hatori y parecía diferente de como él lo recordaba.
   "De alguna manera, él se ve como un hombre adulto... Comparado con él, yo soy tan delgado."
   -... Hum...
   "¿De donde vino su lujuria?" fue la pregunta que involuntariamente flotó en la mente de Yoshino mientras recordaba el hecho de hacía unos días. Todo su cuerpo fue completamente manoseado, le habían hecho el amor y reducido a jirones. En ese momento, pensó que él había sido el reemplazo de Yanase, pero ahora que conocía los sentimientos de Hatori, no podía calmarse.
   -De-desearía que el baño se calentara más rápido... -se forzó a murmurar Yoshino mientras desviaba la mirada de Hatori y volteaba hacia el espejo. Luego, mientras pretendía secar su cuerpo, se cubrió con la toalla para que Hatori no pudiera verlo.
   -Oh, sí... ¿usas sales de baño? Recibí un montón de parte de las lectoras, pero yo siempre tomo duchas, así que no puedo deshacerme de ellas.
   No podría calmarse si no hablaba de otra cosa. Nervioso, Yoshino trató de ponerse en puntas de pie para sacar las sales de baño del estante sobre el tocador pero se detuvo cuando repentinamente oyó a Hatori susurrando detrás de él.
   -... ¿Cómo estuvo el beso?
   -¿Qu-qué quieres decir con como..?
   -¿Te pareció desagradable o no?
   Yoshino no podía evitar su mirada pues estaba atrapada en el reflejo del espejo y estaba tan nervioso que su boca comenzó a secarse. Pensando en mojar su boca reseca, Yoshino tragó saliva y de alguna manera este comportamiento le pareció sensual.
   -... No... no fue... particularmente desagradable, pero...
   -¿Pero?
   -Pero...
   "¡¿Qué quiero decir con pero?! Quiero decir, ¡¿qué hay con este aire de otome*..?"
   Mientras Yoshino estaba confundido y titubeando con sus palabras, Hatori se acercó más a él.
   -... ¿Estás seduciéndome con esa cara? -dijo Hatori al oído de Yoshino y lentamente tiró de la toalla que envolvía sus hombros. Esta cayó al piso y Yoshino, en el nerviosismo, comenzó a inclinarse para recogerla, pero los brazos de Hatori no se lo permitieron. Hatori abrazó la espalda desnuda de Yoshino desde atrás y él sintió que su propio corazón se paraba. Cuando eran niños, ellos jugaron juntos alegremente, pero esta era la primera vez que ellos se tocaban piel con piel de esta manera.
   -Si no es así, entonces deja de hacer esto.
   -¿T-Tori..?
   El corazón de Yoshino se impresionó ante este inusualmente serio tono de voz. Hatori enterró su rostro en el hombro de Yoshino y pronunció con voz débil: -Te amo Chiaki...
   -...
   "¿Por qué está llamándome por mi nombre en este momento..?"
   Habían pasado años desde que Hatori lo llamaba por su nombre. Hasta la escuela primaria, no, hasta que estuvieron en el jardín de infantes, ellos se habían llamado por su nombre de pila.
   Sin embargo, cuando crecieron comenzaron a sentir que esto era embarazoso y sin darse cuenta, se encontraron no llamándose por su nombre de pila.
   -To... ri...
   Hatori lo abrazó entre sus fríos brazos pero el palpitar del corazón de Hatori penetró por la espalda de Yoshino y este era más rápido y fuerte que el suyo.
   "Él también está nervioso..."
   Yoshino se dio cuenta. No podía moverse sintiendo el palpitar y luego de un rato, Hatori lo mordió en la nuca como diciendo que ya no podía soportarlo más.
   -¡Ch..!
   Cuando Hatori chupó la delicada piel, su lengua se deslizó por la nuca de Yoshino y esto forzó a Yoshino a llevar la cabeza hacia atrás. Hatori le lamió en línea recta.
   La quemante sensación hizo que el cuerpo de Yoshino temblara.
   -Chiaki.
   Hatori le lanzó una aguda mirada a través del espejo mientras introducía la lengua en su oído.
   -¡Haah!
   Yoshino podía escuchar un sonido húmedo dentro de su oído e involuntariamente dejó escapar una tonta expresión. No obstante, Yoshino fue capturado por la mirada de Hatori y no pudo escapar de sus garras.
   -¿Está bien? Chiaki... si no huyes de mí, te haré mío.
   Esto era un ultimatum. Sin embargo, la garganta de Yoshino estaba reseca, así que él no lograba articular las palabras para detenerlo. El agarre de Hatori comenzó a debilitarse, pero Yoshino lo fulminó con la mirada a través del espejo, molesto.
   -No... no tiene remedio...
   -... Gracias.
   Entonces Hatori súbitamente volteó el cuerpo de Yoshino para enfrentarlo y luego, por alguna razón, se arrodilló a sus pies.
   -Agárrate a eso.
   Yoshino fue instruido para que se aferrara al tocador y él obedeció, sin siquiera saber la razón; luego Hatori bajó con fuerza sus mojados jeans, los cuales estaban pegados a su piel, arrastrando con ellos su ropa interior.
   -¡¿To-Tori?!
   Hatori no le prestó ninguna atención a Yoshino, quien exclamó con sorpresa, y palpó el miembro expuesto de Yoshino enroscando sus dedos alrededor de este.
   -Está tan frío. No te preocupes. Haré que se caliente pronto.
   -¿Ah..?
   Por un momento, tuvo reservas sobre lo que Hatori estaba diciendo, e inmediatamente después, el miembro de Yoshino quedó oculto en la boca de Hatori.
   -¡..!
   Yoshino nunca había requerido servicios sexuales, ni había tenido a ninguna de las chicas con las que había salido proporcionándole estimulación oral. Su cabeza estaba en caos por la perplejidad y la vergüenza, pero la temperatura de su cuerpo comenzó a elevarse inmediatamente, justo como había dicho Hatori.
   -¡Uh... ah..!
   Hatori no mostró ni un ápice de duda hacia ese cuerpo del mismo sexo y delicadamente deslizó su lengua sobre él. Sujetó las temblorosas caderas de Yoshino, lamió el dorso de su virilidad, succionó su mismísima punta y sumergió la punta de su lengua de lleno en el orificio.
   -... ¡Kuh..!
   Solo sonidos mojados y la pesada respiración podían oírse en la abarrotada sala de baño. Esta era la primera vez que Yoshino recibía tan irresistible placer y él concentró todas su fuerzas en sujetarse al borde del lavabo.
   "Seriamente... Esto es malo..."
   Yoshino se encontraba envuelto en una sensación pegajosa y de alguna manera consiguió contener su automático suspiro para que no escapara. Y aun así, Hatori continuó como si tratara de hacer que Yoshino se sintiera de esa manera; lo aprisionó en su boca con sus labios y acarició su hombría completamente rígida con sus dedos.
   Su acelerado ritmo cardíaco estaba horadando su mente y sintió sus jugos corriendo dentro suyo advirtiéndole que era solo cuestión de tiempo antes de que su deseo se desbordara.
   -... Suelta... suéltame...
   -Está bien. Déjate llevar así como estás -Hatori dijo esto con una expresión de absoluta certeza y tomó de lleno la erección de Yoshino en su boca nuevamente. Luego concentró toda su pasión en el juego con Yoshino, quien se encontraba al borde del límite. Hatori lo estrujó y succionó con fuerza como invitando a Yoshino al clímax.
   -¡Kuh! ¡Ah..! ¡Tori..! Es suficiente...
   Yoshino clavó sus dedos en el endurecido cabello de Hatori y desesperadamente trató de hacer a un lado su cabeza. Sin embargo, su cuerpo fue arrastrado por el placer y no quedó fuerza en sus dedos para resistir a Hatori. Entonces Hatori lo estrujó entre sus dedos un par de veces, estimulando el extremo de la virilidad de Yoshino, y éste alcanzó el éxtasis fácilmente.
   -No, ah... ¡AHH..!
   El cuerpo de Yoshino se sacudió espasmódicamente y su deseo se derramó en la boca de Hatori. Su mente se puso en blanco por el placer otorgado por el clímax, pero recobró el sentido cuando vio a Hatori tragar lo que tenía en su boca.
   -¡¿Qué acabas de tragar..?!
   Yoshino sacudió sus hombros pero Hatori lucía tranquilo y simplemente limpió su boca.
   -Es tuyo.
   -¡Escúpelo! ¡Escúpelo ahora mismo!
   -¿Por qué?
   -¿Qué quieres decir con por qué..? ¡¡Es sucio!!
   -Si es tuyo entonces no es sucio. Aparte de eso, ¿se sintió bien?
   -¿Ah? Ah... hum... sí... supongo...
   Yoshino terminó la oración débilmente ya que estaba avergonzado. Se alegró tanto en el momento en que se percató de que no sentía debilidad en las rodillas, pero cuando se dio cuenta de que el acto había sido unilateral, se sintió aún más avergonzado.
   -Eso es bueno.
   -¡..!
   "No te rías así ahora..."
   Usualmente él era frío, y aun así, ¿por qué le estaba brindando una sonrisa tan dulce en un momento así? Sin embargo, la sonrisa instantáneamente se volvió tensa y amarga.
   -Lo siento, yo también estoy en mi límite.
   -¿Ah?
   Su cuerpo fue volteado nuevamente por Hatori, quien se había puesto de pie, y se vio forzado a enfrentar el tocador nuevamente. Entonces, por alguna razón, Hatori tomó la crema de afeitar del estante, puso un poco en sus manos y comenzó a esparcirla entre las piernas de Yoshino.
   -¡Ch..! ¡¡¡¿Qué estás haciendo?!!!
   Cuando Yoshino se quejó, sobresaltado por el frío de la substancia, Hatori se disculpó con él.
   -Por favor sopórtalo por hoy. Haré una adecuada preparación ahora.
   -¿A-ahora? ¡Ngh..!
   Mientras Yoshino se preguntaba como es que había una continuación, el dedo de Hatori se abrió camino dentro de su cuerpo. El embadurnado dedo penetró con inesperada facilidad. Aunque el objeto extraño era rígido, no se sintió doloroso en lo absoluto.
   "... Ahora que lo pienso, los dedos de Hatori son bastante gruesos, ¿no?"
   Súbitamente, recordó la ancha figura de las articulaciones y la imagen gráfica en su mente aumentó la temperatura de su cuerpo.
   -Pareces estar bien.
   -¿Ah? ¡Wah, ah, de ninguna manera! ¡Espe-! ... ¡Ah!
   Mientras él estaba distraído, Hatori usó la crema para introducir fácilmente su dedo y comenzó a moverse dentro de Yoshino como si estuviera dibujando un círculo.
   -¡Dije que esperaras! ¡Ah, ngh!
   -¿Duele?
   -No duele, pero... se siente raro...
   "Pero dolió un montón hace unos días..."
   La sensación del dedo serpenteando dentro suyo solo podía describirse como extraña, pero el dolor espasmódico de hace unos días no sobrevino. De hecho, cada vez que las paredes de sus entrañas eran presionadas, las profundidades de sus caderas dolían y débilmente gimió de placer.
   -¡Ngh..! Ngh...
   Hatori añadió otro dedo en el lugar, el cual gradualmente comenzaba a relajarse, y lentamente continuó entrando y saliendo. Esto añadió un poco más de presión, pero más que eso, la sensación de ser acariciado desde adentro había robado a Yoshino la conciencia de ello. Sin embargo, notó que los dedos se movían como si estuvieran buscando algo dentro suyo y simultáneamente una dulce voz escapó de su garganta sin que él se diera cuenta.
   -... ¡Aah!
   -¿Aquí?
   -¡Haah! ¿Qué hay... ahí..? ... ¡Ah! ¡Aah!
   Cuando cierto punto dentro de su cuerpo fue presionado, el éxtasis corrió a su cabeza. Hasta ahora, él no sabía que tal lugar existiera en su cuerpo.
   "¿Qu-qué es esto..?"
   Hatori hurgaba dentro de Yoshino implacablemente y continuó relajando la entrada firmemente cerrada. Luego, cuando Yoshino quedó sin aliento, el dedo fue removido y un objeto duro y caliente fue puesto en su lugar.
   -...
   La conocida sensación entumeció sus extremidades. Los recuerdos del dolor despertaron los temores de Yoshino. Eventualmente, sintió la tensión del calor de Hatori jalando de él sin cesar.
   -¡No, no... puedo..!
   Yoshino estaba al borde del colapso cuando Hatori le susurró como si le estuviera implorando.
   -... Yo, no te forzaré a sentirte así otra vez.
   Consecuentemente, él lo aceptó.
   En el momento en que él se relajó solo un poquito ante esas palabras, la punta del miembro de Hatori penetró dentro de él. La última vez no había sido tan rápido y se había abierto camino lentamente. En el mismo momento en que Yoshino confirmó que no había dolor, su cuerpo se relajó.
   -... Ah... Ah...



   Las paredes de sus entrañas aceptaron y abrazaron la magnificencia de Hatori mientras esta comenzaba a abrirse camino cuidadosamente. No se sentía como si él fuera a partirse en dos, en cambio, se sentía como si fuera llenado.
   -Chiaki, ¿puedo moverme?
   Hatori había introducido todo dentro y preguntó desde atrás con voz ronca, llena de deseo. Cuando levantó la vista, vio en el reflejo del espejo que Hatori estaba arrugando la frente y se veía tenso. En el mismo momento en que vio ese rostro, el corazón de Yoshino sintió dolor por alguna razón.
   "... ¿Por qué me duele el corazón..?"
   -¿Chiaki?
   Yoshino esperaba que Hatori no pudiera soportarlo más, pero parecía que él no planeaba moverse sino hasta haber oído su respuesta. Sin embargo, podía ver que Hatori estaba bajo una gran presión por haber introducido su hombría dentro de él.
   -... De acuerdo.
   Yoshino respondió mientras soportaba el desconocido dolor en su pecho. Entonces Hatori soltó un pequeño suspiro y comenzó a mover sus entrelazadas caderas. Al principio lentamente, pero luego, poco a poco, perdió el control.
   -¡Ah..! ... Ah... ¡HAAH..!
   Hatori hurgó dentro del lugar conectado profundamente y penetró dentro de él como si excavara sus entrañas. El ataque se sitió con fuerza; en lugar del dolor que él temía, sintió éxtasis. Su cuerpo tembloroso parecía que iba a derretirse y desbaratarse en cualquier momento.
   -¡No..! Ah, ah... ¡AHH..!
   Para darle apoyo a su inestable cuerpo, Yoshino se aferró al lavabo con toda sus fuerzas, tanto que las venas de sus manos se hincharon visiblemente.
   La última vez, él se había desmayado del dolor, pero ahora, solo un fuerte placer estaba tratando de robar su conciencia.
   -... Chiaki, dí mi nombre.
   -Tori... ¿tu... nombre?
   -Sí.
   -... ¿Yoshiyuki..?
   En el momento en que dijo su nombre de pila como se lo pidiera, Hatori felizmente soltó una pequeña risa. La risa lo avergonzó y extrañamente sintió una calidez en su pecho.
   -Sí, más. Dilo más.
   -¡Aah..! ¡Ah! ¡Yoshi... yuki..!
   Mientras Hatori lo molestaba como un niño, no liberó su mano acosadora. Continuó penetrándolo violentamente y el sudor de ambos se escurrió en el lavabo.
   -¡Yoshiyuki..! ¡Ah! No, me... vengo...
   Si esto continuaba, él se volvería gelatina; Yoshino ya no era el mismo. Cuando gimió que estaba en su límite, la intensidad de la presión se incrementó aún más. Y cuando el caos volvió todo incomprensible, un dulce susurro llegó a sus oídos.
   -Te amo, Chiaki.
   -...
   Sus entrañas vibraron violentamente y al mismo tiempo la parte más profunda de su cuerpo gradualmente se humedeció. Hatori también sabía que él había llegado a su límite al igual que Yoshino lo había hecho por el calor derramado dentro de él.
   -Chiaki...
   Hatori súbitamente abrazó su sudoroso cuerpo desde atrás y enterró el rostro en su hombro.
   "... De alguna manera, esto es malo..."
   Por alguna razón, Yoshino ignoró la cálida sensación acumulándose en su interior, mientras lentamente colocaba sus manos sobre los brazos que lo abrazaban. Aunque su cuerpo estaba envuelto en excitación, su mente estaba extrañamente tranquila. 



_______________________


N. de T.:


*Sorprendentemente la bañadera de Yoshino parece llenarse al apretar un botón en lugar de abriendo un grifo como es habitual. 

*Otome: doncella.

12 comentarios:

  1. MAE MIA, QUE ME HAGO GELATIA YOOO

    ResponderEliminar
  2. muy buen capitulo!!!!!!!!!!!!! gracias

    ResponderEliminar
  3. me encanta que yoshino sea tan sincero con sus acciones, me encanto lo excitante que fue el capitulo :3

    ResponderEliminar
  4. <3 chiaki es tan hermoso ya vi esto como 1,000 veces :3

    ResponderEliminar
  5. Sin duda exelente capitulo que hombres mas tierno agradecida por su trabajo

    ResponderEliminar
  6. Una consulta que pasa xon el capitulo que yoshiro se pone celoso cuando ve a tori con su antigua ex y se va a la casa de yanasse espero su respuesta gracias

    ResponderEliminar
  7. Sin duda exelente capitulo que hombres mas tierno agradecida por su trabajo

    ResponderEliminar
  8. !AH!...YOSHI..YUKI,!HAAH!

    ResponderEliminar
  9. ¡Oh, mi dios! (Me pongo religiosa en estos momentos (?)
    Que exitantemente detalla estuvo esa mamada xD Aggr! Quiero saber como se siente >.<

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Por que no se pueden ver las imágenes?? TnT

    ResponderEliminar

 

AmaiChudoku Novelas Copyright © 2011 Design by Ipietoon Blogger Template | web hosting